5 de marzo de 2009

Escrito en los libros. Street Art, de Cedar Lewisohn.

Tengo esto en el tintero desde hace tiempo. Hice algunas referencias al libro antes, pero nunca lo retomé. Más extractos:

Kaws comentaba irónicamente, sobre el camino que sigue a menudo el arte urbano para pasar de ilegal a legal y sancionado: "Te pasas la mitad de tu vida huyendo del arresto por algo y de repente la gente empieza a ofrecerte dinero para hacerlo. Es extraño."


Malcolm MacLaren, sobre Banksy: "Tengo ideas encontradas sobre él. Creo que es inteligente, pero también es como una samba de una sola nota. Es como si estuviese en una banda de rock sin instrumentos y tuviese que hacer una canción, y entonces hace cientos de canciones y funciona. Me hace sonreír, pero es un poco como la comida china: media hora después de haber comido tienes hambre de nuevo."

Cedar Lewisohn: "Se da una extraña situación, en la que la policía no sólo actúa como juez y jurado, sino también como crítico de arte y comisario. Son ellos en efecto los que deciden qué es arte y qué es vandalismo".

Cedar Lewisohn: "Aquellos artistas que usan la calle exclusivamente como trampolín hacia una actividad más comercial y que a continuación abandonan completamente la calle pueden perjudicar la reputación de otros artistas: ello puede llevar a una falsa percepción de que todo artista urbano busca un reconocimiento comercial"

Dos grandes, Brad Downey y Dan Witz, hablan sobre arte urbano y sus efectos en la ciudad:

Downey (con Duchamp al fondo): "Si tu marcas o modificas algo, lo coinviertes en tu arte. Si marco una farola, la estoy conviertiendo en un ready-made. No se trata de ser inteligente o imaginativo, se trata de dar más oxígeno, es algo que ayuda a la ciudad de una manera muy directa."

Witz: "La ciudad es tan seria, y puede ser tan deprimente que puede hacer que te derrumbes. En ese contexto, es muy fácil hacer algo negativo, pero si puedes aportar algo positivo que sirva para levantar los animos, entonces es lo mejor que puedes hacer."

Cedar Lewisohn, sobre el arte urbano escultórico: "Una reacción típica del público es la de creer que las esculturas forman parte de algún tipo de campaña publicitaria. Ello refleja cuan acostumbrados estamos a que nos vendan cosas en espacios públicos."

6 comentarios:

Remedios dijo...

Vaya pues en cuanto a opiniones sobre artistas coincido plenamente con este hombre, a Downey y Witz, los tengo siempre en mis oraciones, finos, finos y de Banksy pues qué decir... que me aburre a más no poder... zzzzzzzzz.

Guillermo, gracias por ilustrarnos.

Escrito en la pared dijo...

Pues sí, la verdad es que la opinión de MacLaren sobre Banksy y su comparación con la comida china es bastante acertada. Tampoco me gusta enfatizar que Banksy ya no me dice mucho hoy (sí lo hizo en su día), porque parece algo snob renegar aunque sea un poco de aquellos artistas que han alcanzado un determinado estatus, no?

lacabezaintermitente dijo...

Lo bonito de intervenir en la calle es captar un mínimo instante, un momento de atención en el caminar diario de las personas, debe sugerir un pensamiento, provocar una interacción con el observador e implicarle.
Da igual el método, lo principal es llegar al interior y divertir...para ello la calle es un excelente escenario, coincido con Downey y Witz...

Gracias Guillermo por estas frases..,sigue con esta entrada!!!

Un saludo!!!

hdbcn dijo...

Al final todo acaba siendo tópico: admirar a Banksy en su momento, criticarlo ahora,...

Escrito en la pared dijo...

Sí, hdbcn, tópico o casi natural... que no sési acaba viniendo a ser lo mismo. En mi caso mi (relativo) "cansancio" de Banksy viene por el descubrimiento de las decenas de artistas que he conocido con el tiempo, algoi que ha echo que la propuesta de Banksy me pareciese no "lo más", sino una más entre otras muchas.

Un saludo!

la zebrita feliz dijo...

cuando todos los semáforos de todas las calles de todas las ciudades de todo el mundo esten plagados de tiritas puestas por todxs, dejará de ser arte urbano. (?) (no?)

Related Posts with Thumbnails